Sala de Prensa Acatlán






En punto de las 10:00 horas en el turno matutino y a las 17:30 en el vespertino, miles de alumnos, catedráticos, trabajadores y autoridades participaron en el macrosimulacro: después de la alarma sísmica, desalojaron en orden salones de clases, oficinas, talleres y laboratorios para concentrarse en los 27 puntos de reunión con que cuenta la Facultad de Estudios Superiores Acatlán.

Una vez que se activó la alerta símica, las personas fueron ocupando en orden los puntos de reunión, círculos en verde con vivos en blanco, las personas en orden fueron ocupando los lugares con las indicaciones del personal capacitado en todas las áreas del campus, cumpliendo con el protocolo de Protección Civil de la Universidad Nacional Autónoma de México.

Jóvenes con sus mochilas se reunieron en los sitios indicados en la explanada donde convergen Arquitectura, MAC y las ingenierías; frente al Centro de Información y Documentación, en los talleres de Comunicación y Diseño.

Lo propio hicieron trabajadores y funcionarios del edificio de Gobierno, investigadores y alumnos en las cercanías del Auditorio I Gerardo de Lizarriturri y Olagüe, II Miguel de la Torre, del Centro de Estudios Municipales y Metropolitanos y del área deportiva. Cabe señalar que en el ejercicio matutino fueron evacuadas siete mil 510 personas con la participación de 111 brigadistas.

Los simulacros recuerdan que México es sísmicamente activo y permiten practicar las recomendaciones en materia de protección civil sobre qué hacer antes, durante y después de un sismo.

En ambos ensayos la alarma sísmica marcó el momento de evacuar los edificios, mientras el personal que portaba los chalecos anaranjados se apoyaba en megáfonos y silbatos para que las personas siguieran sus indicaciones. Así se cumplió con las dinámicas que conmemoraron el 19 de septiembre de 1985 y el de dos años atrás, por los sismos que afectaron a la capital del país y otras entidades.

Categoría(s): Boletines

Sin comentarios

Entradas recientes

Hecho en México, todos los derechos reservados 2019. Esta página puede ser reproducida con fines no lucrativos, siempre y cuando no se mutile, se cite la fuente completa y su dirección electrónica. De otra forma, requiere permiso previo por escrito de la institución.

El contenido aquí expuesto no necesariamente refleja la opinión de la institución, y es responsabilidad exclusiva del administrador del blog.