Sala de Prensa Acatlán


¿Qué sucede cuando tu cuerpo tiembla?

Pero ¿qué sucede cuanto ese cuerpo se queda bajo los escombros de un edificio después de un sismo?

Con base en dichas preguntas se recreó la narrativa que se vivió en el foso del Teatro Javier Barros Sierra de la Facultad de Estudios Superiores Acatlán al presentarse la obra Temblar, en la que cuatro jóvenes se ven obligados a convivir en un estado de crisis social tras quedar atrapados en el sótano de un edificio después de sufrir un temblor.

Los personajes principales son: un actor, una rescatista que por ayudar queda atrapada con los otros personajes, una ambientalista y un joven brasileño, cada uno de ellos tiene sus razones para temblar ¿Cómo apuntalarse a derrumbes personales? ¿Cuál es el protocolo social ante derrumbes masivos?

Las decisiones y las palabras enunciadas deja al descubierto varillas, escombros, cimientos; no les queda más que mirarse los unos a los otros para preguntar: “¿Y tú, por qué tiemblas?”

La obra presenta sentimientos que van de la desesperación a la alegría, de las lágrimas al llanto y viceversa, y de la locura colectiva a la paz. La obra también increpa el totalitario poder de las medios de comunicación, así como la a veces evidente manipulación de los eventos, se llevó esta puesta escénica escrita y producida a partir del diálogo e interacción entre pensamientos universitarios de distintas carreras, una crisis social como tema principal.

La obra destacó específicamente el sismo del 19 de septiembre de 2017, el cual 32 años después de la tragedia de 1985 literalmente tomó por sorpresa a la sociedad mexicana. Aquí se puede comprobar que la cultura de la prevención existe pero no cómo actuar cuando se está atrapado.

Categoría(s): Boletines

Sin comentarios

Entradas recientes

Hecho en México, todos los derechos reservados 2019. Esta página puede ser reproducida con fines no lucrativos, siempre y cuando no se mutile, se cite la fuente completa y su dirección electrónica. De otra forma, requiere permiso previo por escrito de la institución.

El contenido aquí expuesto no necesariamente refleja la opinión de la institución, y es responsabilidad exclusiva del administrador del blog.